Georg Koch deja el fútbol por un 'petardazo'

El portero alemán del Rapid de Viena, Georg Koch, de 37 años, anunció ayer miércoles el final de su carrera futbolística debido a los persistentes problemas de equilibrio ocasionados por la explosión de un petardo durante un partido de la liga austriaca el 24 de Agosto de 2008 contra el Austria de Viena. Koch recibió el impacto de un petardo en la oreja derecha, lo que le provocó una lesión auditiva crónica, de hecho se ha quedado sordo del oído derecho de por vida.
"He aguantado hasta el último momento, pero ya no tiene sentido seguir en el mundo del fútbol", apuntó. "Dos idiotas son los responsables de mi retirada. No quiero ganar dinero con esta historia. Dicho acto debe tener consecuencias", declaro Koch.
Koch inició su carrera en 1991 en el Fortuna Düsseldorf. Jugó un total de 263 partidos de fútbol en la Bundesliga. Además jugó en el Arminia Bielefeld, Duisburgo y Kaiserslautern. Antes de recalar en el Rapid, fichó por el Dinamo de Zagreb, con quien ganó el título de liga en la 07-08.

Vídeo del incidente

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Agus Logroño
tenemos tontos, por llamarlos de alguna manera menos fuerte, en todos los sitios.Un saludo y enhorabuena por lo de Zaragoza, alli nos vemos.

Juanba dijo...

manda huevos que dos pallasos acaben así con la vida profesional de un futbolista.